Los astrónomos acaban de descubrir un inopinado dúo espacial que, teóricamente, no debería haberse formado: un planeta gigante que órbita alrededor de una estrella enana

Un equipo de astrónomos han realizado un increíble hallazgo desconcertante en la constelación Columba, que se ubica a 600 años de luz de nuestro sistema solar: un planeta más grande de lo que se esperaba, teniendo en cuenta las reducidas dimensiones de la estrella que orbita, informó el portal Space.com

La extraña pareja espacial la forman el gigante de gas NGTS-1b, cuyo tamaño es semejante al de Júpiter, que orbita una tenue y relativamente fría enana roja. El astro, según los especialistas, tiene solo la mitad de la masa y el radio del Sol.

 La distancia entre el planeta y su estrella constituye el 3% de la que media entre la Tierra y el astro rey. El cuerpo celeste recién descubierto recorre su órbita cada 2,6 días terrestres.

El radio del nuevo planeta equivale aproximadamente al 25% del de su estrella. Para comparación, el de Júpiter es solo un 10% del radio del Sol.

El hallazgo ha dejado perplejos a los astrónomos ya que en teoría un tándem así no debería haberse formado.

El equipo internacional de astrónomos se pregunta cómo el astro pudo haber reunido suficiente material para construir un gigante de gas de tamaño de Júpiter durante la formación del sistema, señaló Space.com.

RT.COM