El empresario tecnológico quiere llevar ‘el invierno’ de Game Of Thrones al cohete de su firma SpaceX.

El dueño de Tesla y SpaceX, Elon Musk, dijo este domingo que está pensando en ponerle alas de dragón al cohete Starship.

Este cohete en una versión terminada, es el elegido de Musk para llegar a Marte en una misión no tripulada en 2022. Además, es la apuesta de la firma para los viajes turísticos a la Luna.

“Pensando en añadir alas de dragón gigantes de acero inoxidable a Starship”, tuiteó el empresario tecnológico.

La serie basada en los libros de George R.R. Martin, muestra la competencia entre familias nobles de siete reinos de Westeros, cuya finalidad es ganar el control sobre el Trono de Hierro.

www.elfinanciero.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here