Lo nuevo de Essential es un smartphone tan extravagante que solo podía provenir de Andy Rubin

81

Essential tiene un nuevo smartphone, pero no es como esperabas.

Rubin quien se ha visto salpicado durante los últimos meses por varios escándalos de acoso sexual, que habrían supuesto la puntilla a su salida de Google, está de vuelta y trae un nuevo smartphone de su compañía Essential bajo el brazo. Tras el fracaso del primer modelo, el padre de Android retorna al ruedo con una apuesta que, como poco, se podría calificar de peculiar.

Al menos eso es lo que dejan ver las imágenes que tanto el propio Rubin como la compañía han publicado a través de sus perfiles en Twitter, siendo esta la única información disponible hasta el momento, a falta de un anuncio oficial. La firma ha asegurado que estos terminales se encuentran a día de hoy comenzando a ser probados ya fuera de las oficinas de la empresa, por lo que la oficialización del dispositivo por este canal atiende, probablemente, al hecho de querer evitar rumores y controlar el discurso de cara a su futura presentación.

¿Qué diantre es esto?

El nuevo Essential Phone es, como se puede observar en las imágenes, un dispositivo extremadamente alargado y estrecho que rompe con todos los esquemas de lo que entendemos hasta el momento como smartphone al uso. Si la primera apuesta de la firma ya fue arriesgada por lo que traía consigo –y obtuvo una muy pobre respuesta de los consumidores, hasta el punto de que la empresa parecía al borde de la desaparición–, Rubin parece apostar doble sobre ese riesgo y hace all-in a un concepto difícil de digerir sin una explicación de por medio que justifique su razón de ser.

Aunque lo que se ve es limitado –en todos los sentidos–, parece ser un terminal con una versión de Android personalizada para poder adecuarse a dicho formato de pantalla, mostrando información a través de diferentes tarjetas para maximizar el aprovechamiento del espacio. Naturalmente, esto deja dudas tanto en el apartado de su usabilidad como en el de su utilidad (y mejor no hablamos de cómo puede este terminal ajustarse sin problemas a la longitud de los bolsillos de un pantalón), especialmente en un momento donde el consumo de contenido y las grandes pantallas priman sobre todo lo demás.

No conlleva menos sorpresa observar su parte trasera, donde la sobriedad del primer Essential Phone desaparece de forma radical para dar paso a colores vibrantes y brillantes. En esta zona se encuentra una sola cámara, que también contrasta con los recientes movimientos del mercado.

¿Será que nos estamos perdiendo algo y que su enfoque es otro muy diferente del que uno da a un smartphone tradicional? Tendremos que esperar a su anuncio oficial para saberlo. De momento, parece un acto de optimismo por parte de Rubin mayor, si cabe, que el primer Essential Phone.

https://hipertextual.com

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here